El Cuerpo parlamentario aprobó en primera lectura una ley que prevé transformar el uso actual del Pabellón del Centenario ubicado en la esquina de las avenidas Cerviño y Bullrich del barrio de Palermo, para localizar actividades culturales, recreativas y comerciales como disparadores de la recuperación del predio.

El Ejecutivo remitió a la Legislatura el convenio que fue aprobado, entre la Agencia de Administración de Bienes del Estado, AABE, y el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires celebrado el 5 de diciembre último. A través de un texto consensuado se formalizó el cambio de zonificación solicitado por la AABE, para realizar“una iniciativa urbana integral con criterios de sustentabilidad, convivencia de usos, integración del inmueble al tejido urbano y que también prevé la creación de un ámbito donde se privilegie la accesibilidad peatonal y el espacio verde público, acorde a los lineamientos estratégicos del Plan Urbano Ambiental”.

El proyecto urbanístico, según dispone el artículo 4° de la norma sancionada, “surgirá de la convocatoria a un Concurso Abierto no vinculante de iniciativas y proyectos para el desarrollo del lugar” en el que el Gobierno de la Ciudad tendrá representación en el jurado a través de la Subsecretaría de Planeamiento Urbano del Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte.

Por otra parte, el Ejecutivo fue autorizado a suscribir convenios con el Estado Nacional “para asegurar la realización de todas aquellas obras necesarias que garanticen la integración urbana del emprendimiento, la recuperación y puesta en valor del ‘Gran Pabellón Central de la Exposición Ferroviaria y de Transportes Terrestres’, o ‘Pabellón del Centenario’, así como respecto a las condiciones paisajísticas de entrega de las superficies para uso y utilidad pública transferible al dominio de la Ciudad”, según estipula el artículo 5°.

El predio que tiene una superficie de 44.766, 32 metros cuadrados está zonificado con una normativa especial dada por la Ordenanza N° 50.293 (B.M. 20.212/1996), lo que permitió la localización de un hipermercado y locales comerciales donde se emplaza el denominado “Pabellón del Centenario de Palermo”. La construcción que fue galardonada con la medalla de oro de la exposición Ferroviaria y de Transportes Terrestres en las celebraciones del Centenario en 1910, se encuentra oculta detrás del sector de carga y descarga del hipermercado, privando a la Ciudad de apreciar su valor histórico, cultural y arquitectónico. Además, por la Ley N° 4.165 se catalogó al Pabellón con nivel de protección integral.

De acuerdo a la norma que deberá pasar por Audiencia Pública en el Pabellón del Centenario“sólo podrán desarrollarse usos culturales, y de formación no permanente, exposiciones, conferencias y otras actividades de exclusivo interés público”.

“Se destaca la localización estratégica del predio, en una zona de muy buena accesibilidad, que conforma un nexo entre la Avenida Luis María Campos y la Avenida Del Libertador y que admite el desarrollo de equipamiento de escala urbana – metropolitana, articulando otros importantes equipamientos, tales como el Centro Cultural Islámico Rey Fahd, el Regimiento de Infantería de Patricios y el Parque Tres de Febrero”, afirman los fundamentos.

La refuncionalización del predio prevé un tratamiento arquitectónico con una organización en pabellones que permita articular actividades culturales y recreativas al aire libre con un basamento comercial en subsuelo para liberar la planta baja, promoviendo el uso completamente público de la misma. Se subdividirán 15.668,21 metros cuadrados y la superficie edificable máxima será de 70.000 metros cuadrados.

La votación en general resultó de 31 votos positivos, 8 negativos (SUMA+, Marcelo DepierroyAdrián Camps) y dos abstenciones del Partido Socialista.