Las viviendas forman parte de un programa de beneficios para que los efectivos accedan a un techo propio.

En el marco de los criterios de adjudicación establecidos de los departamentos del Barrio Olímpico, cinco oficiales de la Policía de la Ciudad firmaron las escrituras de sus nuevas viviendas.

“Hay muchos eventos lindos que nos tocan y este es uno de los más lindos, que es poder entregar la casa propia y lo que significa culturalmente eso para los argentinos. Acá, desde el Gobierno de la Ciudad, el Ministerio y el Instituto de la Vivienda estamos haciendo lo que tenemos que hacer, que es acompañar y generar puentes para que puedan llegar hasta acá por sus propias condiciones. Hoy tienen que sentir orgullo, disfruten y nosotros estamos felices de darles la posibilidad de tener la casa propia”, expresó el Ministro de Justicia y Seguridad, Marcelo D’Alessandro.

Los nuevos propietarios que recibieron la documentación fueron cuatro mujeres y un hombre, que atravesaron diferentes problemáticas personales en sus anteriores residencias.

“Para mi es el sueño de poder tener la casa propia y es una posibilidad grande que me dio la Policía de la Ciudad”, señaló la oficial primero Lucila Díaz.

En el caso de las cuatro mujeres, los créditos (blandos y en pesos) de acceso a estas viviendas los brindó directamente el Instituto de la Vivienda de la Ciudad (IVC) sin intermediación bancaria, ya que no eran elegibles para acceder al mismo.

Por su parte, el Presidente del IVC, Gabriel Mraida, dijo: “Gracias al trabajo en conjunto entre el Ministerio de Seguridad y el Instituto de Vivienda de la Ciudad, hoy 5 oficiales se suman a las más de 1000 familias que se mudaron a las nuevas viviendas de Barrio Olímpico, y pudieron cumplir el sueño de tener la casa propia».

Y agregó «para nosotros es un orgullo contar con el trabajo permanente que realiza la Policía de la Ciudad en los barrios populares, donde estamos llevando adelante procesos de integración, con obras de vivienda e infraestructura».

De esta manera, ya se entregaron catorce escrituras a oficiales, con las nueve del 2021, y más de un centenar de efectivos que no tenían vivienda propia ya residen en el nuevo barrio, ya que se estableció que un 10 por ciento de las unidades debían ser destinadas a la fuerza de seguridad porteña.

La asignación de departamentos a Policías de la Ciudad se enmarca en los artículos 242 y 243 de la Ley 5688 de Seguridad Pública de la Ciudad, que implementa un Plan de Arraigo para que los oficiales tengan acceso a una vivienda única familiar y para que sus hijos tengan acceso a la educación.

Como responsable de la entrega estuvo el área de Servicios Sociales y Prestaciones del Ministerio de Justicia y Seguridad, a cargo de Leila Ocampo.

El Barrio Olímpico es un complejo habitacional construido en los últimos años, que cuenta con 29 edificios y 1.047 departamentos de uno, dos y tres ambientes.

Originalmente, fueron ocupados por atletas y entrenadores que participaron de los Juegos Olímpicos de la Juventud de 2018.

Una vez que finalizaron los juegos, los departamentos volvieron a ponerse en obra para adaptarse como viviendas, a las cuales accedieron los vecinos de la Ciudad a través del Instituto de la Vivienda y de los créditos hipotecarios blandos del Banco Ciudad.

Dentro de los criterios de adjudicación se estableció que el 50 por ciento de las viviendas fueran destinadas para vecinos de la Comuna 8, que puedan acreditar al menos cinco años de residencia.

Además, se fijó que, del total de las viviendas, el 10 por ciento fueran destinadas para Policías de la Ciudad y otro 10 por ciento para docentes que trabajan en escuelas públicas de la Ciudad.