Actualiza la normativa vigente después de un amplio proceso de participación y análisis técnico. Aprobaron pruebas piloto con medios de transporte eléctricos. Nueva prórroga para mudar el Mercado de Hacienda.

La Legislatura porteña sancionó el pasado jueves una ley que actualiza en detalle el Código de Edificación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y, en consonancia, también convirtió en ley la reglamentación referida a asuntos catastrales, a fin de adecuar ambos regímenes entre sí, con el Código Urbanístico y con el último Código Civil y Comercial de la Nación.

La actualización del Código de Edificación (sancionado en 2018) había obtenido primera aprobación en diciembre de 2020. Luego, en marzo de 2021, el proyecto fue sometido a las consideraciones de una extensa y muy participativa Audiencia Pública, donde surgieron muchas propuestas y correcciones formuladas por funcionarios de la Jefatura de Gobierno, diputados, especialistas, cámaras empresariales y profesionales, además de particulares.

La Comisión de Planeamiento Urbano (presidida antes por Victoria Roldán Méndez y actualmente por Daniel Del Sol – Vamos Juntos), incorporó y armonizó las distintas acotaciones y sugerencias, a lo largo de una docena de reuniones de trabajo. Surgió así un despacho de mayoría, que hoy se convirtió en ley con 36 votos afirmativos de VJ, UCR, Gen y PS y 20 en contra de FdT e izquierdas. Idéntica votación se dio en el caso de la también nueva ley de Catastro.

“Se trata de un trabajo hecho a conciencia y con mucha responsabilidad y seriedad. Traen mayor transparencia, innovación, que vienen a ponerse en la vanguardia y a la par de otras ciudades del mundo”, sostuvo el legislador Del Sol, miembro informante en la sesión.

“Con esta norma se seguirá avanzando en la simplificación y agilización de los trámites, y en atender a las nuevas formas de habitar. Además servirá para una mejor concordancia con el Código Urbanístico, que fija qué y dónde se puede edificar y con qué usos del suelo; mientras que el de Edificación establece cómo se concretan esos proyectos”, abundó el diputado.

Entre otros preceptos, se trabajó en la revisión de los capítulos sobre Estética Urbana, Preservación Patrimonial, Habitabilidad, Medios de Salida y Accesibilidad, Salubridad, Diseño Sostenible, Condiciones para determinados Usos en el proyecto del código vigente. Además se revisaron los apartados relativos a Sistemas de Seguridad contra Incendios y Medios Mecánicos de Elevación; y el Título sobre Conservación y Mantenimiento.

En cuanto a la ley de Catastro, refiere a la base del sistema inmobiliario en los aspectos geométricos y valuatorios, de policía y ordenamiento administrativo del territorio y es un componente fundamental de la infraestructura de datos espaciales de la Ciudad.

El Catastro de la Ciudad establece las pautas de su funcionamiento, los lineamientos básicos para su conservación, publicidad de los datos, emisión y/o certificación de la información catastral, y lo que hace a la confección, presentación y el registro de los distintos actos de mensuras que se efectúan y/o presentan en el organismo catastral, constituyendo la base normativa para definir los estándares de los datos y los metadatos de los objetos catastrales como aporte para la administración del territorio.

Pruebas piloto en Tránsito y Transporte

Las autoridades ejecutivas del área de Tránsito y Transporte quedaron legalmente habilitadas a realizar pruebas piloto durante dos años, con la posibilidad de extenderlo un año más, en la utilización de nuevos medios o sistemas de movilidad de tránsito y transporte en el ámbito metropolitano.

Esta legislación aprobada por los diputados porteños permitirá comprobar con el uso real y cotidiano la utilidad y funcionalidad de vehículos de propulsión eléctrica para el transporte público de pasajeros y para la última etapa de distribución de cargas. También permite hacer pruebas con otras formas modernas de movilidad que pudieran conocerse o surgir.

La iniciativa inicial fue del legislador Sergio Abrevaya (GEN), a cuyo proyecto se agregaron propuestas de la Jefatura de Gobierno, que fueron trabajadas en la comisión de Tránsito y Transporte, presidida por Cristina García (VJ).

Entre los beneficios de nuevas formas de transporte se argumentó: “aliviar la congestión urbana, minimizar el impacto negativo en el medio ambiente que poseen los vehículos convencionales y ahorrar costos optimizando el servicio, estableciendo flexibilidad en las rutas y paradas de los mismos, entendiendo las necesidades de los usuarios”.

Postergan traslado del “Mercado de Liniers”

Impulsado por el bloque VJ, se votó una nueva prórroga, esta vez hasta el 31 de diciembre próximo, para la mudanza del Mercado de Hacienda del barrio Mataderos a la jurisdicción bonaerense de Cañuelas.

Se argumentó esta vez, además de las consabidas demoras en las obras del nuevo mercado por consecuencias de la pandemia, la extensión de los plazos previstos en la reparación de las rutas 205 y 6, imprescindibles para el desplazamiento de los camiones que transportan ganado, carnes, insumos y derivados.

Diputado Rodrigo Matías Morán

Nuevo legislador

El diputado de Vamos Juntos Héctor Jorge Apreda renunció a su banca para asumir otras funciones institucionales y fue reemplazado por Rodrigo Matías Morán, quien prestó juramento ante el vicepresidente primero de la Legislatura, Agustín Forchieri, y el pleno del cuerpo reunido de manera presencial o virtual.

Como el flamante legislador lo recordó en sus palabras iniciales, su origen político es el Partido Fe, que fuera fundado y liderado por el dirigente gremial Gerónimo Venegas, ya fallecido.