Se inició una investigación que llevó al secuestro de autopartes sin documentación respaldatoria y a la clausura del establecimiento sin habilitación.

Personal de la Comisaría Comunal N° 15 de la Policía de la Ciudad, junto a la Agencia Gubernamental de Control (AGC), realizaron una inspección en un taller ubicado en la calle Martínez Rosas al 1400 debido a un serie de denuncias de vecinos en las que se remarcaba que en ese establecimiento funcionaba un desarmadero ilegal y un taller sin habilitación.

Una vez dentro del lugar, se advirtió que éste no poseía habilitación para la comercialización de autopartes usadas, además de varios motores desarmados, ópticas, plásticos, ruedas y demás piezas sin la documentación correspondiente.

Tras consultar con la Fiscalía Penal, Contravencional y de Faltas N° 4 a cargo del Dr. Mauro Terezko se dispuso el secuestro de las autopartes encontradas. Por su parte el responsable del depósito fue trasladado a la alcaidía correspondiente en donde se labraron actuaciones por “infracción a la Ley 25.761” (Desarmado de automotores y venta de sus autopartes).